Un Segundo Grupo de Milicianos (Minutemen) Se Separa en Medio de Acusaciones

Grupos Anti-Inmigración

Por segunda vez durante este año, un importante grupo nativista estadounidense se ha escindido en medio de un mar de acusaciones de irregularidades financieras y administración fraudulenta.

Las muestras de descontento de miembros del Cuerpo de Defensa Civil de Minuteman (MCDC, por sus siglas en inglés) se transformaron en un bramido en mayo, cuando el Presidente del MCDC, Chris Simcox, respondió a los cuestionamientos sobre su responsabilidad financiera y su "microadministración" del MCDC con una purga. Calificando el pedido de una reunión para el 19 de mayo como un intento de "golpe palaciego", Simcox, conocido por su estilo autoritario de liderazgo, despidió a tres oficiales nacionales, a un líder regional y a 14 de los 27 líderes estatales del MCDC.

Los líderes desplazados respondieron con una carta pública de falta de confianza a Simcox y formaron su propio grupo civil de patrulla fronteriza, la Alianza Fronteriza de los Patriotas (Patriots' Border Alliance). El ex funcionario del MCDC Bob Wright, presidente del nuevo grupo, escribió entonces una carta abierta a Simcox acusándolo de "insultar como un niño de mamá en el patio de juegos del jardín de infantes" en lugar de hacer frente a las imputaciones. La escisión del MCDC fue estrechamente análoga al colapso del Proyecto Minuteman, un grupo nativista liderado por Jim Gilchrist hasta febrero, cuando fue expulsado por la junta directiva del grupo entre acusaciones de burda administración fraudulenta, malversación y fraude. (Gilchrist ha negado todo delito financiero). Después de demandar a la junta directiva en primer lugar, Gilchrist cambió de rumbo en abril, desistiendo del juicio e incorporando un nuevo grupo competitivo con su propio nombre, el Proyecto Minuteman Jim Gilchrist.

Irónicamente, Gilchrist y Simcox habían sido amigos y socios en el Proyecto Minuteman original, que se inició en abril de 2005 durante la operación de una patrulla civil fronteriza en Arizona. Tras esa operación, los dos hombres, ambos con exagerado amor propio, se separaron en medio de recriminaciones mutuas. Simcox creó el MCDC y se llevó a muchos miembros con él. Gilchrist retuvo el control del grupo más antiguo.

La tormentosa contienda por las finanzas del MCDC se avivó en junio, cuando una nota del Washington Times informó que el Comité de Acción Política (PAC, por sus siglas en inglés) del MCDC había gastado el 97% de alrededor de los $300,000 provenientes de donaciones en "gastos operativos". Este comité se formó para ayudar a financiar las campañas de los candidatos políticos nativistas.

Los líderes expulsados del MCDC, ahora integrantes de la Alianza Fronteriza de los Patriotas, no son los únicos que cuestionan las finanzas de Simcox. Glenn Spencer, jefe del grupo de odio nativista Patrulla Fronteriza Americana, califica de tramposo el pedido público de Simcox de $55 millones en donaciones para construir un muro de estilo militar, como el israelí, a lo largo de la frontera entre México y los Estados Unidos. "Recolectar dinero para construirlo cuando sabes bien que no podrás llevarlo a cabo es un engaño", dijo Spencer al Bisbee Daily Review [Arizona] en julio. Simcox respondió que Spencer simplemente estaba celoso de su éxito.

Sin embargo, uno de los donantes no lo consideró de la misma manera. Jim Campbell, quien contribuyó con materiales y $100,000 en efectivo para el muro, demandó a Simcox en mayo. Campbell afirmó que a pesar de que Simcox le asegurara que el dinero se utilizaría en la construcción del muro, lo usó para otros fines. Campbell está buscando que le devuelvan su dinero, más $ 1,220,845 por daños.