Intelligence Report

Juego rudo

El Proyecto anti-inmigración Minuteman desató una avalancha de imitadores. Algunos realmente dan miedo.

in English

"Gatillo fácil", pensó para sus adentros Robert DeLaGarza, Sheriff del condado de Goliad, Texas. A principios de julio, DeLaGarza se reunía con miembros del Cuerpo Minuteman de Texas (Texas Minutemen Corps), una nueva entidad de patrulla de vigilantes de frontera que había comenzado a reclutar miembros en el condado de DeLaGarza en junio.

"Hablaban continuamente de dispararle a los ilegales, y de qué podrían o no podrían hacer para que fuera en defensa propia, de su vida o de su propiedad", relató DeLaGarza. "Una mujer me preguntaba, 'Bien, qué sucede si toman una piedra, ¿podemos dispararles? ¿Qué sucede si están en tierras privadas? ¿Podemos dispararles por violar la propiedad privada?'"

DeLaGarza hizo una clara advertencia a los vigilantes: "Mi comunidad no tolera ningún tipo de racismo o violencia racista. Les dije que si se pasan un centímetro de la raya, iré con todo contra ellos."

Más tarde ese mismo mes, en California, dos mexicanos resultaron heridos en tiroteos diferentes la misma noche en un tramo de 14 millas (22 km) de frontera entre Campo y Tecate, California, donde patrullaban los Minutemen de California, otro nuevo grupo de patrullas de vigilantes de frontera.

Ambos tiroteos se produjeron en la madrugada del sábado 23 de julio.

La primera víctima dijo a los investigadores que iba liderando a un grupo de inmigrantes ilegales por el desierto y que alrededor de 200 yardas (180 m) ya dentro de los Estados Unidos oyó el disparo de un rifle a lo lejos y que una bala le pegó en la nalga. El segundo tiroteo se produjo una hora más tarde. Un grupo de ocho adultos y dos niños dijo que se encontraban escondidos alrededor de 20 yardas (18 m) al sur de la frontera cuando apareció de repente un hombre enmascarado que portaba un rifle. Cuando salieron corriendo, soltó un solo disparo, que hirió a uno de ellos en la parte de atrás de la pierna.

Cuando The San Diego Union-Tribune entrevistó en el hospital a la víctima del segundo tiroteo, Jose Humberto Rivera Perez, de 32 años de edad y proveniente de Guadalajara, negó lo que sostenían la policía estadounidense y mexicana en cuanto a que el hombre armado era muy probablemente un bandido.

"Si hubiera sido un bandido, nos hubiera asaltado y se hubiera llevado todo", sostuvo Perez. "Sólo nos disparó y salió corriendo."

Humberto Garcia, el coordinador regional de la Comisión de Derechos Humanos del gobierno de México en Tijuana, dijo que temía que el ataque hubiera sido perpetrado o instigado por miembros de los Minutemen de California, a quienes llamó "cazamigrantes" (cazadores de inmigrantes).

"Con este tipo de operaciones, están alimentando sentimientos de odio", afirmó Garcia. "Estos sentimientos de odio pueden inspirar actos de violencia como éste. Es muy raro que se produzcan esta clase de actos en este contexto. No descartamos ninguna posibilidad hasta que las autoridades no descubran quién lo hizo, de una u otra forma."

Quizá nunca se conozca la identidad de los que dispararon. Pero lo que sí se sabe con certeza es que se encuentra en marcha un caótico ejército de cazamigrantes.

Cazadores de inmigrantes
Desde comienzos de mayo, se han formado más de 40 "patrullas fronterizas de ciudadanos" y grupos de "vigilancia interna" anti-inmigración, inspirados por el Proyecto Minuteman, el evento de vigilantes, de un mes de duración, que se realizó en Arizona en abril pasado y que recibió gran cobertura por parte de los medios. Los líderes originales del Proyecto Minuteman, Jim Gilchrist y Chris Simcox, tienen poco o ningún control sobre la mayoría de estos grupos disidentes, derivajes e imitadores.

Algunos están establecidos en estados que no tienen frontera alguna con México que patrullar. En Alabama, un grupo que se autodenomina Equipo de Apoyo de los Minutemen en Alabama, ha prometido reclutar y entrenar a 125 "agentes de patrullas fronterizas de indocumentados" para realizar una misión en octubre en Nuevo México bajo el liderazgo de Mike Vanderboegh, ex comandante de las milicias antigubernamentales. Otros grupos de Minuteman en estados no fronterizos parecen estar menos concentrados en patrullar la frontera y más en fustigar de manera generalizada a los inmigrantes. En Tennessee, los miembros de un grupo que se autodenomina Minutemen Voluntarios de Tennessee han estado vigilando puntos de reunión de jornaleros y acosando a los trabajadores. Los Minutemen de Utah protestaron recientemente en frente de un banco de Salt Lake City que acepta tarjetas de identificación consulares de México para cobrar cheques. Y en julio, los Minutemen de Colorado patrocinaron una protesta fuera de la biblioteca pública de Denver para exigir que se retiraran los libros de historietas mexicanas de las estanterías.

También se han formado grupos de Minuteman en Maine, Michigan y Washington que han anunciado planes de patrullar la frontera con Canadá este otoño para proteger a los Estados Unidos de invasores provenientes del norte. En Mobile, Alabama, un Minuteman se ha adjudicado la tarea de asegurar que las aguas del Golfo estén libres de invasores, patrullando los mares armado con una Glock y un M-16.

Pero es a lo largo de la frontera sur que los Minuteman tienen la mayor cantidad de participantes y los partidarios más militantes, sin lugar a dudas. Cinco de estos grupos disidentes son los más destacados.


El fundador de los Minutemen de California, Jim Chase, supervisa su proyecto, destinado a prevenir el ingreso de 'bárbaros extranjeros' por la frontera EE.UU.-México.

LOS MINUTEMEN DE CALIFORNIA
También denominados California Border Watch (Vigilancia Fronteriza de California) y United States Border Patrol Auxiliary (Auxiliar de la Patrulla Fronteriza de Estados Unidos), el grupo de Minutemen de California fue fundado por James Chase, un veterano de Viet Nam que dice que fue herido seis veces en combate y luego trabajó para el Servicio Postal de los Estados Unidos hasta que una crisis nerviosa lo obligó a jubilarse en 1997.

 

Chase era un destacado miembro del Proyecto Minuteman original en Arizona hasta que se lesionó a mediados de abril al caerse de un risco. Después de recuperarse de sus lecciones, Chase lanzó los Minutemen de California con un sitio web en el que convocaba a "todos aquéllos que no quieran que sus familias sean asesinadas por Al Qaeda, inmigrantes ilegales, extranjeros ilegales colonizadores, delincuentes extranjeros ilegales, bárbaros extranjeros, contrabandistas de droga disfrazados de Ninjas" y "cobardes desadaptados Aztlan y peleles Che Guevara de calzones rosados, más despreciables que excremento de ballena, que deberían ser dados como alimento al chupacabra". Chase declaró que, a diferencia de Gilchrist y Simcox, quienes por lo menos formularon una política de portar sólo pistolas durante su Proyecto Minuteman en Arizona (aunque pocas veces la aplicaron), él permitiría que sus reclutas de California lleven libremente rifles de caza, rifles de asalto y escopetas, y también recomendaba llevar "bates de béisbol, pistolas paralizantes y machetes".

Gilchrist y Simcox rápidamente repudiaron el grupo de Chase.

"El Sr. Chase no tiene derecho a usar el nombre del Proyecto Minuteman", declaró Gilchrist en junio. "El Sr. Chase tampoco tiene permiso para sacar provecho de la trayectoria del Proyecto Minuteman registrada en abril en Arizona para ninguna iniciativa futura de vigilancia fronteriza".

¿Quién dice? Gilchrist y Simcox no tienen autoridad legal para regir los actos de Chase. No tienen derecho de autor sobre el concepto de ir a la frontera portando armas de fuego para cazar inmigrantes. El movimiento que habían creado rápidamente se había salido de control, y Chase se negaba a obedecer sus órdenes.

"Ya sé lo que dicen: que soy un pillo, que soy un Rambo, que deseo volarse los sesos a la gente", contestó Chase en una entrevista en el San Diego Union-Tribune en junio. "Soy todo paz y amor en comparación con Gilchrist y Simcox."

Simcox se ha seguido distanciando de Chase. Pero cuando los Minutemen de California lanzaron su primera operación cerca de Campo, un pequeño pueblo de frontera, el 16 de julio, Gilchrist estaba allí para demostrar su respaldo. La sede de Chase era el salón de los Veteranos de Guerras Extranjeras (Veterans of Foreign Wars, VFW) en Campo. Fue sitiado dos veces ese día por una revoltosa turba de manifestantes anti-Minutemen que rodearon el edificio. Cuando Chase y Gilchrist salieron, los manifestantes se les enfrentaron y les gritaron, "¡Váyanse, racistas!"

Esa noche, una banda de Minutemen fuertemente armados amenazó con disparar a un grupo de manifestantes que se encontraba en una colina con vista a su puesto de guardia, que iluminaban a los vigilantes con una linterna y exclamaban saludos socarrones a través de un megáfono. Los manifestantes, que estaban armados únicamente con una cámara de video, capturaron la confrontación en una escalofriante filmación nocturna que recuerda las imágenes de "Proyecto Blair Witch". Primero, un Minuteman gritaba desde la oscuridad: ¡Les voy a aclarar esto! ¡Estamos armados y nos defenderemos!. ¡Si vienen para acá, abriremos fuego de ser necesario!. ¡Salgan de ahí y lárguense!"

Uno de los manifestantes vociferó un comentario sarcástico, tras el cual un Minuteman respondió acaloradamente : "¡Te partiré el culo de un disparo!"

Un manifestante preguntó, "¿Nos están amenazando?"

"Escuchen, hijos de puta, ¿quieren jugar? ¡Juguemos, entonces, carajo!"

Cuando se oyeron sonidos de hombres subiéndose a camionetas, portazos y motores en marcha, los manifestantes se retiraron de la colina.

Dos días más tarde, Gilchrist emitió un "llamado de emergencia para refuerzos en Campo" a todo el país que circuló rápidamente en los sitios web anti-inmigración y de supremacía blanca. "Deben estar advertidos de que pandillas de adversarios anti-estadounidenses beligerantes y mortalmente amenazantes que nos acechan y se enfrenten con los Minutemen de California los ATACARÁN físicamente si son más que ustedes. Repito, los ATACARÁN físicamente", escribió Gilchrist. "Manténganse en grupos y estén armados CONFORME A LA LEY."

El 23 de julio, la misma noche en que los dos mexicanos fueron heridos por disparos de rifles a lo largo de la frontera de los Estados Unidos, una banda de cinco Minutemen de California informó que dos francotiradores posicionados en una colina al sur de la frontera habían abierto fuego contra ellos y que les habían gritado en inglés "¡Los mataremos, cabrones!", antes de lanzar dos disparos. Un periodista del Orange County Register que estaba "infiltrado" en la patrulla de vigilantes confirmó el relato, aunque el hecho de que los francotiradores realmente estuvieran apuntando a los Minutemen es un tanto cuestionable, ya que los disparos de AK-47 dieron en la verja alta de la frontera cerca de allí.

Incluso después del pedido de refuerzos de Gilchrist, los Minutemen de California llegaron a ser, como máximo, menos de 100. Para cuando terminaron su primera operación a principios de agosto, habían logrado atrapar a sólo tres inmigrantes ilegales, dos de los cuales había recogido Chase cuando éstos pedían un aventón.

Pero Chase no ha terminado su labor, ni mucho menos. El comienzo del siguiente evento de los Minutemen de California estaba programado para el 9 de octubre, coincidiendo con las patrullas de ciudadanos autorizadas por Simcox en Nuevo México y Texas.

"Si no es racista y no tiene deseos de dañar a los inocentes inmigrantes, venga e inscríbase", publicó Chase en su sitio web en agosto." "Recuerde: Somos tan inofensivos como una paloma."

AMIGOS DE LA PATRULLA FRONTERIZA
El grupo Amigos de la Patrulla Fronteriza, fundado por Andy Ramirez, un ex arquero de hockey de las ligas menores que se presentó sin éxito como candidato a la asamblea estatal de California dos veces en la década de 1990, tiene su sede en San Diego, California, y se supone que comenzará sus operaciones a lo largo de la frontera del sur de California el 16 de septiembre, el Día de la Independencia de México.

La retórica de Ramirez es mucho más humanitaria que la de otros organizadores de patrullas fronterizas de ciudadanos, que se refieren siempre a los inmigrantes mexicanos y centroamericanos como "invasores" y "el enemigo". En su sitio web, Ramirez afirma: "La élite de México debe reformar ahora su nación y compartir su riqueza y reformar su economía de manera que sus ciudadanos puedan encontrar esperanza y prosperidad en su país, sin necesidad de ser esclavizados y explotados después de que ingresan ilegalmente en nuestro país."

Pero a pesar de la simpatía que profesa por sus vecinos del sur, Ramirez ha reclutado activamente a voluntarios de los Amigos de la Patrulla Fronteriza (Friends of the Border Patrol, FBP) de entre las filas de la Coalición de California para la Reforma Inmigratoria (California Coalition for Immigration Reform), un grupo de odio cuya presidente, Barbara Coe, ha descrito a los mexicanos repetidas veces como "salvajes". Ramirez también ha anunciado que FBP está uniendo fuerzas con el extremista anti-inmigración y teórico de la conspiración Glenn Spencer, otro líder de un grupo de odio, quien en mayo predijo que la inmigración ilegal llevaría pronto a una guerra racial. "Gracias a la burda mala administración de nuestro gobierno, los estadounidenses van a estar peleando por su nación en las calles de sus propias ciudades", afirmó Spencer. "Muchos no van a sobrevivir a este conflicto. Miles morirán." Según Ramirez, Spencer apoyará a FBP en septiembre con el vehículo de reconocimiento aéreo sin tripulación "BorderHawk" de Spencer y "otros de sus dispositivos de alta tecnología".

Este verano, Ramirez participó en un duelo público con el grupo anti-inmigración Save Our State (Salvemos Nuestro Estado) de Joe Turner, a quien acusó de defender la violencia y no denunciar las repetidas apariciones de figuras neonazi en sus manifestaciones (vea la barra lateral).

Originalmente, Ramirez había planeado liderar a los Minutemen de California junto con Jim Chase. Pero en mayo Ramirez dijo que se estaba desvinculando de Chase porque Chase avalaba el uso de la violencia y había sugerido que desplegaran francotiradores a lo largo de la frontera en forma secreta. Chase ha negado esta acusación, afirmando que sólo fue un malentendido. Ramirez insiste en que entendió bien lo que Chase dijo.


Chris Simcox, posando en esta foto con sus colegas vigilantes en Tombstone, Arizona, ayudó a crear un movimiento que engendró más de 40 grupos de 'patrullas fronterizas de ciudadanos' desde principios de mayo.

VIGILANCIA FRONTERIZA DE NUEVO MÉXICO
Estrechamente vinculado con la Vigilancia Fronteriza de California, de Jim Chase, este grupo se formó a principios de junio con el nombre de New Mexico Minutemen (Minutemen de Nuevo México), pero luego cambió su nombre cuando Simcox anunció que el New Mexico Minuteman Corps (Cuerpo Minuteman de Nuevo México) era la patrulla "oficial" de Minuteman en Nuevo México.

 

El "Dr. Sr. Jefe" Clifford Alford, director de la Vigilancia Fronteriza de Nuevo México (New Mexico Border Watch), explica el quiebre entre su grupo y Simcox, haciendo eco de los sentimientos de otros miembros del movimiento Minuteman que han criticado a Simcox y su arrogancia.

"Chris se vuelve despótico de tanto en tanto, como si los grupos debieran ser 'ratificados' por él", dijo Alford, quien sostiene ser un shamán Cherokee, brujo Wicann, maestro de Reiki y recientemente ordenado caballero templario, entre otros títulos de dudosa índole. "Pues bien, [Simcox] no es Dios todopoderoso, ni tampoco es el Gran Prior de los Templarios, así que me van a tener que perdonar, pero me importa un comino."

Alford, autoproclamado experto en ciencias ocultas (y altamente paranoico), ha impartido seminarios de capacitación sobre imposición del cumplimiento de la ley para el satanismo y sobre "cultos de muerte Ninja", pues dice que se están entrenando secretamente para encabezar una matanza masiva en todo el globo. En un panfleto de capacitación de su autoría, Alford advierte a los oficiales de policía que incluso niños y ancianos de aspecto inocente pueden atacar sin aviso si se encuentran bajo la influencia de las fuerzas satánicas. "Cuando se enfrenten a sospechosos de delitos de ocultismo", advierte, "siempre tengan desabrochada la solapa de la funda de la pistola, y la mano en la culata con el pulgar sobre el percutor, listos para apuntar y disparar".

A fines de junio, la Unión Estadounidense de Libertades Civiles (American Civil Liberties Union, ACLU) de Nuevo México suspendió de manera indefinida su cabildo de Las Cruces cuando se reveló que Alford se había unido al cabildo y que había sido designado en su junta directiva. Alford sugirió más tarde por televisión nacional que se había infiltrado en la ACLU adrede.

La ACLU se sintió, por decir lo menos, avergonzada. "No toleraremos el racismo y 'vigilantismo' en la estructura de liderazgo de nuestra organización", dijo el abogado Gary Mitchell, de Ruidoso, Nuevo México, presidente de la junta directiva de la ACLU.

La Vigilancia Fronteriza de Nuevo México comenzó a realizar operaciones de fin de semana cerca de Columbus, N.M., en agosto.

CUERPO MINUTEMAN DE TEXAS
A principios de junio, Chris Simcox designó a Bill Parmley, ingeniero petrolero del condado de Goliad, Texas, como presidente del Cuerpo Minuteman de Texas (Texas Minuteman Corps). Dos meses después, Parmley renunció, citando como causa el extendido racismo entre los voluntarios del grupo, de quienes dijo eran más anti-hispanos que anti-inmigración ilegal. Parmley adujo que muchos de los voluntarios trazaron un plan para forzar a todos los dirigentes hispanos electos del condado de Goliad a dejar sus cargos y reemplazarlos exclusivamente por caucásicos.

"La única palabra que conozco para describir eso es racismo", dijo más tarde Parmley al Fort Worth Weekly. "Tenían una agenda secreta antes de que siquiera se fundara la organización. Los Minutemen lo heredaron."

Uno de los dirigentes hispanos que los Minutemen tenían en la mira, el Sheriff DeLaGarza, del condado de Goliad, dijo que después de reunirse con los miembros de la patrulla fronteriza de ciudadanos y de responder sus ansiosas preguntas sobre el uso legítimo de la fuerza mortal, hizo lo mejor que pudo para amortiguar su voluntad violenta con su amenaza de "ir con todo contra ellos".

Los Boinas Marrones (Brown Berets) de izquierda también enviaron recientemente su advertencia al Cuerpo de Minutemen de Texas. "Piénselo bien antes de venir aquí", dijo Pablo Delgado, líder de los Boinas Marrones en una conferencia de prensa del 28 de julio. Delgado dijo que miembros de la organización de chicanos militantes estaban formando sus propias patrullas fronterizas de civiles, y que realizarían operativos en la frontera de Texas en octubre, momento para el que se prevé el inicio de las operaciones del Cuerpo de Minutemen de Texas, junto con las actividades de las entidades ratificadas por Simcox en Arizona y Nuevo México.

"Estaremos armados", dijo Delgado, "y haremos uso de la fuerza que sea necesaria para defender la vida de los inmigrantes.

Candidatos contra los inmigrantes
Los primeros en usar las tácticas de los Minutemen fuero los miembros del Klan.

En 1977, David Duke y Tom Metzger, líderes del Ku Klux Klan, formaron la Vigilancia Fronteriza del Klan (Klan Border Watch), una patrulla fronteriza de vigilantes perteneciente al KKK en el sur de California (ver la barra lateral). Al igual que el Proyecto Minuteman de Arizona en abril de este año, la Vigilancia Fronteriza del Klan sirvió principalmente de instrumento para presentar en los medios con el fin de encender los sentimientos anti-inmigración en Estados Unidos y generar publicidad para sus ambiciosos líderes. Tres años más tarde, Metzger se presentó como candidato al Congreso en California, prometiendo que militarizaría la frontera. Metzger, quien era por entonces líder de Duke en el estado de California, se presentó abiertamente como miembro del Klan, reunió 33.000 votos, pero perdió las elecciones.

Basándose en las tácticas de Metzger, tres fundadores del grupo de Minuteman se presentan ahora como candidatos a cargos estatales, y Jim Gilchrist se ha declarado candidato del Partido de la Constitución para la elección especial para el Congreso en su distrito del condado de Orange, California, para llenar el puesto que quedó vacante cuando el Presidente Bush designó al antiguo congresista Chris Cox como jefe de la Comisión de Bolsa y Valores.

Simcox, mientras tanto, ha contratado a un especialista en relaciones públicas y ha dejado entrever sus intenciones de realizar su propia campaña para postular al Congreso. Simcox, a quien se recibe como un héroe en manifestaciones anti-inmigración de todo el país, también ha disfrutado de la glamorosa cobertura ofrecida a millones de televidentes del canal de noticias Fox News en un informe especial transmitido a lo largo de tres noches desde la frontera, con el erudito conservador Sean Hannity como presentador, que se presentó como un comercial informativo de reclutamiento para el movimiento Minuteman.

El "vigilantismo" (vigilancia parapolicial) de frontera, a pesar de haber sido denostado por el Presidente Bush, ha sido avalado por congresistas republicanos en cargos públicas, tales como Tom Tancredo de Colorado y John Culberson de Texas que, el 28 de julio, presentó leyes que asignarían US$6,8 millones de fondos federales a las milicias de ciudadanos armados establecidas en los estados fronterizos. Los miembros de las milicias contarían con autoridad para arrestar a los inmigrantes ilegales usando "todos los medios y la fuerza autorizados por la ley estatal".

Cuarenta y siete legisladores han convenido en patrocinar en forma conjunta la Border Protection Corps Act (Ley del cuerpo de protección de la frontera).

Pero los líderes del movimiento Minuteman no están esperando la autorización federal. A fines de junio, frente a 300 nuevos reclutas de Minuteman en Goliad, Texas, Simcox pronunció su ultimátum: "Si no vemos a la Guardia Nacional o al ejército de los EE.UU. en la frontera para octubre, vamos a patrullar la frontera con 20.000 ciudadanos. Eso será una advertencia. En seis meses, si no vemos a los militares en la frontera, podrán enfrentarse a un ejército de 100.000 ciudadanos".